Javier Fernández, uno de los deportistas españoles más importantes, pese a su corta carrera deportiva, ha sido dos veces campeón del Mundo y siete veces campeón de Europa de Patinaje sobre hielo, algo que tiene más mérito si cabe, teniendo en cuenta que era un deporte prácticamente desconocido en España hasta su llegada. A sus 27 años ha colgado los patines, pero él siempre ha tenido muy claro cuál iba a ser su futuro profesional y a qué se iba a dedicar tras su retirada ¿Quieres saber por qué Javi Fernández es un deportista enjoylder?

La carrera de los deportistas es demasiado corta, así que debe contar con un plan de futuro y concienciarse de la importancia del ahorro, para evitar casos ya conocidos de deportistas de élite que acaban en una situación económica delicada y con dependencia económica. Ser un deportista de alto nivel genera algunos problemas, ya que dedica mucho tiempo a entrenar pero, cuando acaba la carrera profesional, normalmente carece de grandes ahorros, lo que le complica mantener su nivel de vida. En la competición de élite de los deportes minoritarios existe un estilo de vida que estos deportistas no se pueden permitir una vez se retiran.

Para Javier Fernández fue importante pensar qué vendría después de su retirada, ya que las competiciones en las que participaban no daban dinero para vivir, una vez se retirara de la competición de alto nivel, ya que hay que pagar viajes, estancias etc. De ahí la importancia del ahorro. Desde el primer momento, Javier Fernández trazó un plan y unos objetivos para el futuro: exhibiciones por todo el mundo, organización de campamentos de verano etc., que actualmente le permiten dedicarse a su deporte, sin tener la necesidad de competir al más alto nivel.   En paralelo, Javier Fernández trazó un plan de ahorro a largo plazo para lograr mantener su nivel de vida, tras su retirada de la competición de alto nivel, y también pensando en el futuro, una vez se jubile.

Por este motivo, podemos considerar a nuestro patinador Javier Fernández un verdadero deportista enjoylder que, gracias a sus ahorros durante su carrera profesional y las inversiones que ha realizado para poder montar sus campamentos, le permiten tener el mismo nivel de vida ahora que cuando competía.