Como cada año, el primer lunes del mes de octubre se celebra el Día de la Educación Financiera, que busca concienciar a la ciudadanía de la importancia de tener conocimientos en materia de finanzas, conocer y saber identificar los diferentes productos financieros y comprender los fundamentos básicos de los sistemas financieros y los mercados. La celebración de esta jornada se encuadra dentro de los Planes quinquenales de Educación Financiera, impulsados por la CNMV y el Banco de España desde 2008, con el objetivo global de mejorar la cultura financiera de los ciudadanos a través de iniciativas y herramientas que les permitan tomar decisiones apropiadas e informadas en este campo.

Por qué la educación financiera

Aprender a gestionar la economía personal de la forma más eficaz posible es clave para gestionar el día a día financiero de forma organizada, coherente y con visión a largo plazo, y preparar el camino hacia la jubilación. Para ello, es necesario ser consciente de los ingresos mensuales y de los gastos recurrentes, así como de los vehículos con los que contamos para canalizar el ahorro y garantizar su rentabilidad en el tiempo, como es el caso de los Fondos de Inversión y de los Planes de Pensiones.

Fuente: CNMV

A pesar del creciente interés que existe por esta materia y de los planes que existen en torno a su impulso en los centros educativos, el análisis de la segunda edición de la Encuesta de Competencias Financieras, presentado en abril de este año por la CNMV, revela que los conocimientos financieros de los españoles equivalen, de media, a una nota de 6 sobre 10. En este contexto, un 70% de los individuos presenta conocimientos altos y medios (por encima de una nota de 5), frente a un 25% con conocimientos bajos o muy bajos (menos de un 5). Asimismo, los resultados muestran que aún existen brechas por edad, género y renta, así como divergencias entre la importancia que se da al ahorro –significativamente muy alta– y lo que realmente se ahorra –un 40% de los encuestados declara no haber ahorrado en el último año–.

Quizá te interese:  Tres consejos para sacar el máximo partido a las finanzas personales

El ámbito online, esencial para aprender sobre finanzas

Como ya tuvimos ocasión de ver en otras entradas del microsite, el ámbito digital es clave para seguir impulsando la educación financiera y lograr que esta disciplina llegue al mayor número posible de usuarios, así como de contribuir a mejorar los aspectos que se han puesto de manifiesto a través de estudios como la ya citada Encuesta de Competencias Financieras. Un ejemplo clave en este terreno es “Finanzas para todos”, el portal del Plan de Educación Financiera. Esta iniciativa, impulsada por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y el Banco de España, fue creada con el fin de mejorar la cultura financiera de toda la ciudadanía, con independencia de su edad, y, para ello, ofrece artículos, herramientas, simuladores y contenidos para fomentar la planificación de las finanzas personales. Además, este recurso, renovado este año, ofrece información relativa a los diferentes productos de ahorro y gestión que existen en el plano financiero y de diferentes eventos que tienen lugar a este respecto.

Junto a Finanzas para todos, cabe destacar que numerosas entidades del sector financiero cuentan con iniciativas propias para ayudar a difundir la educación financiera.